¡Gracias! Su mensaje ha sido enviado correctamente

Cerrar

Cabinas Insonorizadas

+00 00 000 00 00

Los locales destinados a la práctica de audiometrías periódicas no deberán exceder de los niveles de presión sonora que refiere la norma EN ISO 8253-1:2010 aunque siempre es preferible el uso de una cabina audiométrica insonorizada, donde se consiguen los niveles adecuados para una correcta prueba audiométrica.

Para realizar correctamente una audiometría se hace necesario contar con una cabina audiométrica insonorizada. Al estar aislados de cualquier otro estímulo auditivo no se interfiere en los decibelios y hertzios escuchados por el paciente.

Las pruebas audiométricas utilizan sonidos modificados en el tono e intensidad; pero estos no pueden ser analizados correctamente si hay otros estímulos sonoros que interrumpen el examen. Este es el motivo por la que una cabina insonorizada logra conseguir resultados más acertados en este tipo de pruebas.

Con el fin de adaptarse a los diferentes audiómetros del mercado, este tipo de cabinas utilizan materiales de aislamiento acústico de alta calidad.